18.7 C
Caracas
miércoles, 8 diciembre, 2021

Enfermero no puede atender emergencias en Machiques por falta de gasolina

El enfermero especialista en instrumentación quirúrgica, Wilder Urrutia, relató que ha dejado de atender emergencias, porque no tiene cómo movilizarse y el gobierno no lo ha beneficiado con el surtido de gasolina desde que inició la cuarentena por el COVID-19

-

[read_meter]

Machiques.- A Wilder Urrutia, enfermero especialista en instrumentación quirúrgica, no le ha servido formar parte de uno de los sectores considerados priorizados por el gobierno de Nicolás Maduro para gozar del suministro de combustible, en medio de la pandemia por el COVID-19.

Desde que inició la cuarentena, el 16 de marzo, y con ella la escasez de gasolina en Venezuela, Urrutia no ha logrado surtir ni un litro del carburante, lo que le ha impedido atender llamados de emergencia.

«Varias veces me han llamado en la madrugada para atender una emergencia y no he podido ir, porque no tengo cómo movilizarme«, aseguró el enfermero de 34 años, que trabaja en el Hospital Nuestra Señora del Carmen y en una clínica privada en el municipio Machiques de Perijá en Zulia.

Urrutia optó por comprar un litro de gasolina semanal para echarle a su moto. Son tres dólares a la semana, 12 dólares al mes. Solo puede pagar para ello, y es gracias al salario que devenga en el centro de salud privado.

«El litro de combustible que compro trato de ahorrarlo lo más que pueda en mi moto; cuando se me acaba simplemente no puedo movilizarme”.

- Advertisement -

LEE TAMBIÉN

CARABOBO | ENFERMEROS REGISTRAN 20% DE AUSENTISMO EN HOSPITALES POR FALTA DE COMBUSTIBLE

El profesional de enfermería hace guardias de 24 horas una o dos veces por semana en el hospital de Machiques. Cuando se le acaba el litro de gasolina, camina hasta 30 minutos hasta el centro de salud o los familiares de los pacientes lo buscan en su casa.

Relató que le preocupa que la situación empeore y que en las próximas semanas no haya personal para atender las emergencias. Resaltó que a diario compañeros se ausentan y el argumento es que no pueden trasladarse.

“Diariamente hay emergencias y a veces no tenemos cómo acudir. Hemos optado por pedirle al familiar del paciente que si tiene combustible, que nos busque, porque es la única opción que vemos”.

Contó que él y sus compañeros de trabajo son testigos de experiencias insólitas. «Una compañera se trasladó en caballo desde la parroquia Bartolomé de las Casas hasta Machiques, solo para poder cumplir con su labor de atender a los enfermos».

El especialista en instrumentación quirúrgica le pide a las autoridades que tomen en cuenta a todo el personal de salud y no solo a un grupo reducido, que se limita a médicos especialistas.

“Necesitamos que nos tomen en cuenta, que nos incluyan de verdad como un sector que trabaja incansablemente, arriesgando la salud y la vida, que vengan y visiten los hospitales y ambulatorios, que sean testigos de que los centros de salud no se encuentran dotados de material ni personal suficiente para brindar una calidad del servicio al paciente”.

Miles de venezolanos en las zonas más desconectadas de nuestro país visitan diariamente El Pitazo para conseguir información indispensable en su día a día. Para muchos de ellos somos la única fuente de noticias verificadas y libres de parcialidades políticas.

Sostener la operación de este medio de comunicación independiente es cada vez más caro y difícil. Por eso creamos un programa de membresías: No cobramos por informar, pero apostamos porque los lectores vean el valor de nuestro trabajo y contribuyan con un aporte económico que es cada vez más necesario.

Forma parte de la comunidad de Superaliados o da un aporte único.

Asegura la existencia de El Pitazo con una contribución monetaria que se ajuste a tus posibilidades.

HAZTE SUPERALIADO/A

Es completamente seguro y solo toma 1 minuto.

[Fancy_Facebook_Comments]
Tu indignación es necesaria
Hazte Superaliado